RAÑOS Y TRUEYOS

Algunos dicen que la razón

Otros que la fe

Otros que la acción

Por último

Y en definitiva

Hay quienes desastrados

Dicen con tupé

Que no hay nada que hacer

Arrojados a la vida

Sin nuestro propio consentimiento

Solo queda pasarla

Lo mejor posible

De la cintura para bajo

Unos hacen fe absoluta a la razón

Inconscientes de sus propias limitaciones

Otros que paremos de pensar

Leer y estudiar

Olvidando todo lo que se logró avanzar

No entienden del mundo

Ni de probabilidades

De la vida ni la muerte

La vida señores y señoras

Todos y todas beldades

Es cerebro

Es fe

Y también cintura

Es pensar

Creer

Soñar

Amor y placer

Caer y sufrir

Llorar y reir

Todo eso y mucho más

No se trata pues de

To be o not to be

Actuar o rezar

Contigo o contra tí

Al equilibrio los llamo

Razonado, con fe y alegría de vivir

Que la vida no es eterna

Que cualquier día una mal azar

Nos deja en despojos vivientes

O nos saca del juego

P A RA

S

I

E

PR

E

VER ADEMAS

Anuncios

3 Respuestas a “RAÑOS Y TRUEYOS

  1. Eso se llama “Justo equilibrio”, ni más ni menos. A juicio de Sto Tomás (no el apostol, por supuesto) Fe y razón, más cercano Fides et ratio, del Papa Juan Pablo II

    Te dejo este pequeño fragmento

    “Dios os ha dado la inteligencia para conocer la verdad, y la voluntad para realizar el bien moral. Os ha dado la luz de la conciencia para guiar vuestras decisiones morales, para amar el bien y evitar el mal. La verdad moral es objetiva, y una conciencia bien formada puede percibirla.

    “Yo soy la luz del mundo; el que me siga no caminará en la oscuridad, sino que tendrá la luz de la vida” (Jn 8,12). Si seguís a Cristo, devolveréis a la conciencia su puesto
    correcto y su papel adecuado, y seréis la luz del mundo y la sal de la tierra (cf. Mt 5,13).

    Un renacimiento de la conciencia debe brotar de dos fuentes: en primer lugar, el esfuerzo por conocer con certeza la verdad objetiva, incluida la verdad sobre Dios; y, en segundo lugar, la luz de la fe en Jesucristo, el único que tiene palabras de vida”

    ( Mensaje Papa Juan Pablo II, “Jesucristo sigue siendo la única esperanza de vida”)

    Saludos

  2. Justo equilibrio en la verdad y en al amor.

    La verdad moral es objetiva, así es.

    ¿Y la poesía Andrea?, ¿donde la poesía?, ¿en el amor? ¿en la verdad?, ¿en la ley moral’? ¿en Dios?, ¿es Dios poesía?

    La poesía es parábola, es trascendente, pero no estoy tan seguro que sea certeza, es más bien un quejido, una nostalgia,una tristeza, un grito, un dolor, una esperanza, un temor…pero ¿es Dios poesía?

    Si Dios está en todo, es también poesía

    Saludos

  3. Tienes razón

    Saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s