EL GRAN DISEÑO /S HAWKING Y M LODINOW- COMENTARIOS

En el libro El Gran Diseño de S. Hawking, porque  de eso se habla en estos días, no solo se afirma que no es necesario Dios en la creación del universo, hay más.

Se afirma también y al principio, que la filosofía ha muerto ya que es la física la que lleva la antorcha del conocimiento que está aclarando los misterios del ser. La filosofía no ha sabido integrarse a los avances de la ciencia.

Basado en lo anterior critica la “razón pura” que durante siglos ha elaborado teorías insostenibles sobre la realidad, en el libro entonces también se demuele a Aristóteles y otros filósofos haciéndolos responsables  de haber influenciado durante más de 1000 años con teorías erradas basadas en la razón pura.

Así entonces en el libro se sostiene que solo la ciencia con su método basado en la observación, modelación  y la experimentación  para refutar (falsación) ha creado una herramienta neutra que permite avanzar en  la comprensión de la realidad, los misterios del ser y por allí encontrar los “porqué” y los “como” es que estamos en vida aquí  en este universo y en este planeta orbitando alrededor de la estrella llamada, por nosotros, sol.

En los diferentes comentarios  no se toca este aspecto del libro porque no es políticamente correcto con tanto filósofo, sociólogo, politólogo y opinólogo siempre tan dispuestos a arrojarnos a la cara  las construcciones más inextricables para acomodar la realidad a sus prejuicios.

El libro plantea la imposibilidad de preguntarse siquiera qué pasó antes del Big Bang: Según el libro nosotros vivimos en un mundo de 4 dimensiones, las tres dimensiones espaciales (Largo, Ancho y Alto) más el tiempo (t), constituyéndose el llamado continuo espacio-tiempo de acuerdo a la relatividad especial de Einstein. Pero al comienzo durante Big Bang la concentración de la materia  deformaba de tal manera las 4 dimensiones (3D+t) que el tiempo se comportó como otra dimensión espacial más, el tiempo no existía, en consecuencia el universo con sus 4 dimensiones constituía un volumen  cerrado, como lo es el globo terráqueo, ejemplarizando: si vamos siempre al sur en busca del polo sur llegaremos a él y si después seguimos moviéndonos  no caeremos al vacío nos mantendremos en el globo. Análogamente entonces antes del Big Bang no hay tiempo no hay preguntas que formularse respecto del tiempo porque no tenemos herramientas para formular preguntas, ya que no podemos observar, ni modelar, ni experimentar. Es decir no podemos usar el método científico basado en la falsación.

El libro postula la limitaciones que impone a nuestra búsqueda el principio antrópico. Según el libro nuestro universo nació del vacío quántico, que desde luego no es vacío ya que hay una constante creación y aniquilación de partículas, nació pues junto con una casi infinita cantidad de otros universos, cantidad dada por 10 elevado a la potencia 500 (un uno más quinientos ceros de universos!!), se puede hacer la analogía imaginando algo así como un pote con agua hirviendo que va generando cantidad de burbujas (universos)  algunas de las cuales son efímeras otras que dan origen a universos más permanentes cada una con sus propias y diferentes leyes naturales (fisico-quimicas) en general. Así limitados restringidos en este universo las preguntas que nos hacemos y los modelos que elaboramos para comprensión de la realidad están limitadas por el hecho de que somos hijos de este universo sometidos a las  leyes naturales que lo (nos) rigen, leyes  que vía selección natural nos ha  dotado de nuestros sensores propios e inteligencia. En otras palabras, el universo que observamos es tal porque nosotros estamos aquí para observarlo, debe ser consistente con nuestra propia existencia (principio antrópico)

Teoría M: Para que toda la teoría funcione es necesario que la teoría M (las 5 teorías de las cuerdas), candidata privilegiada   a devenir la Teoría del TODO,  termine de ser formulada, que  que existan partículas super-simétricas lo que podría verificarlo el LHC y por allí a cerrar el círculo comprobando la existencia del  vacío quántico tal como se postula hoy, etc.

Otra cosa que parece muy notoria si se compara este libro con el anterior del mismo tema (El Universo en una cáscara de nuez) es que ahora S Hawking ya no hace tanto énfasis en la naturaleza compleja de las cosas, las incertidumbres, privilegiando un determinismo probabilístico , sugieriendo al mismo tiempo  que tal vez lo que nosotros observamos como complejidad es solo falta capacidad de nuestra parte para comprender el funcionamiento y el propósito  de lo que nos resulta complejo dando  por ejemplo la “máquina biológica” que quizás  somos.

Tal vez lo más revolucionario del libro es su teoría según la cual la historia pasada  tiene múltiples trayectorias simultáneas dependiendo del observador, esto se basa en el experimento quántico de la doble rendija y las célebres conclusiones del físico  Richard Feynman. En suma es el observador quién hace la historia y no a la inversa.

Se podría decir que este libro es la parte final que comenzó con “La historia del tiempo” y que  siguió con “El Universo en una cáscara de nuez”, es un libro tremendamente honesto y que enfrenta los “porque“ no ya solo los “como” y los hace parte de los propósitos de  la ciencia lo que es una gran novedad. Muy probablemente la vida de S Hawking no será lo suficientemente larga para escribir otro libro que de otro paso más adelante.

El libro abunda en cantidad de otras cuestiones que a ojos del de a pie parece un todo extraordinariamente coherente.

Es inevitable no dejar de  establecer una profunda coherencia en este libro,  que  refleja el pensamiento de  una parte muy importante de científicos,  en la forma como enfrentan la naturaleza de las cosas  y tanto el liberalismo desde A Smith hasta Hayek  como la  selección natural de Darwin, si bien las dos últimas no se han preocupado de los “porqué”  explícitamente las tres miradas se basan en la observación más que en la razón pura o como dice habitualmente “ingeniería social”, lo que ha hecho posible un avance explosivo en la generación de riqueza, de más y mejor vida para los seres humanos que consciente o inconscientemente las han adoptado a su forma de vida. Es prácticamente imposible dejar de responder que el propósito de la “máquina biológica” que somos no es otro que el el enunciado por Hayek y Popper: la mantención de la vida.

Así lo comprendí, si alguien piensa que he mal entendido el libro que lo diga y lo refute.

En lo personal produce un placer casi sexual leer el Gran Diseño con detención.

Bravo

Anuncios

3 Respuestas a “EL GRAN DISEÑO /S HAWKING Y M LODINOW- COMENTARIOS

  1. Creer algunas de la conclusiones de estos cientificos require muchisima mas fe que creer en la existencia de Dios. Con todo estos se dan el lujo de desechar su existencia porque se creen por encima del bien y del mal.

  2. Un poco fuerte el comentario, creo que más que sobre el bien y el mal piensan en términos cientificos, o sea neutro

  3. No es neutro por que no es “ni pa tí, ni pa mí”, es “PA MI”. No es “segun yo” ademas, es “segun la ciencia”. Ni tan siquiera es un “segun mi enfoque, de mi esperiencia, de mi discilina, de mi rama, de mi investigacion (que esa es otra”. Es “segun la ciencia”. Que por mi, genial.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s